Se aplican medidas cautelares para proteger a manifestantes: SG. Anuncia el INM una tregua en los operativos contra indocumentados

Emir Olivares y Fernando Camacho
Periódico La Jornada
Sábado 8 de enero de 2011, p. 7

El gobierno federal aplicó medidas cautelares para los activistas y migrantes que participan en la caravana Paso a paso hacia la paz, que pretende recorrer la ruta férrea que siguen los indocumentados centroamericanos de Arriaga, Chiapas a la comunidad de Chahuites, Oaxaca, a bordo del tren conocido como La Bestia.

Por conducto de la Secretaría de Gobernación (SG), la administración federal informó que para garantizar la seguridad de quienes participan en el recorrido, todos los niveles de gobierno trabajan de manera conjunta.

Funcionarios de la dependencia señalaron que elementos de las policías federal, estatal y municipal, así como de las secretarías de la Defensa Nacional y Marina, monitorearán la seguridad de la caravana, que se convocó como un acto de protesta por la situación de inseguridad que enfrentan los migrantes en México.

También se informó que por el momento el Instituto Nacional de Migración (INM) ha decretado una tregua y suspendió las intercepciones de migrantes en la zona.

La SG resaltó que de acuerdo con empresa Ferrosur, encargada del servicio de La Bestia, este viernes no tenía programada ninguna corrida de Arriaga a Chahuites.

Poco antes del anuncio de la SG, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) había solicitado medidas cautelares para la caravana, con la finalidad de garantizar que los derechos de los migrantes sean plenamente respetados.

Mediante un comunicado de prensa, el organismo señaló que su personal le ha dado seguimiento a la movilización durante su recorrido de Chiapas a Oaxaca, y dijo que solicitó a la Secretaría de Seguridad Pública federal y de Oaxaca, así como al INM, que brinden medidas cautelares para salvaguardar a los integrantes de la caravana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada